Pucacuro Nacionales

Primera estación biológica de la Rerserva Nacional Pucacuro abre sus puertas al mundo


PucacuroLuego de dos años de haber sido establecida, el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado-SERNANP inauguró la primera estación biológica de la Reserva Nacional Pucacuro denominada “Ishkay Yacu”, que en idioma Kichwa significa dos aguas, nombre otorgado debido a que se ubica entre los ríos Tangarana y Baratillo, en departamento de Loreto.

La estación, que servirá de puesto de control y centro de investigación, fue inaugurada en ceremonia presidida por el jefe del SERNANP, Pedro Gamboa Moquillaza; la jefa del gabinete de asesores del Ministerio del Ambiente, Lucía Ruiz Ostoic y la directora de Gestión de Áreas Naturales Protegidas, Cecilia Cabello Mejía; en el marco del convenio “Monitoreo de la Diversidad Biológica en Apoyo a la Gestión de la Reserva Nacional Pucacuro”.

La estación biológica permitirá obtener información científica que ayude a la toma de decisiones sobre el manejo de los recursos naturales del área natural protegida-ANP, beneficiando económica y socialmente a 670 familias de la etnia Kichwa, consideradas como poblaciones vulnerables en pobreza extrema; mejorando de esta manera sus condiciones de vida basadas en el aprovechamiento sostenible de la fauna silvestre.

Asimismo, este centro de investigación permitirá monitorear el proceso de restauración de zonas degradadas en el ámbito del área protegida, actividad que será desarrollada por el personal guardaparque y especialistas del ANP en colaboración con los pobladores locales.

Además la estación biológica fomentará la elaboración de proyectos científicos e investigaciones que contribuirán en la formación de nuevos profesionales provenientes de las universidades locales, nacionales e internacionales, a través de acuerdos de cooperación.

La Reserva Nacional Pucacuro posee una excepcional riqueza faunística, principalmente de especies de interés económico y científico, entre las que podemos encontrar 30 especies endémicas de la Ecorregión Napo como el lobo de río, el águila harpía, el mono choro y el armadillo gigante; lo que convierte a esta área natural protegida en una zona privilegiada para el ecoturismo y el turismo de investigación. En cuanto a su flora, la reserva registra 246 especies de plantas entre las cuales seis se encuentran en estado vulnerable o con algún grado de amenaza.

Comparte la Noticia, es fácil ahora:

      

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *